lunes, 2 de abril de 2018

Enfocarse sin Dispersarse

Cuando Quieres hacer algo, sabes que hacer, pero al mismo tiempo se te ocurren muchas ideas o formas de hacerlo, lo normal es que quieras desarrollarlas todas, de pronto te encuentras haciéndolas todas a la vez, y si algo ocurre terminas con varios proyectos a medias, te ha pasado? a mi sí, por fortuna tengo mis cables a tierra, los que administro y los de las personas que me quieren y tienen la confianza para decírmelo. cuando trabajamos en un proyecto es muy fácil perder el enfoque y cuando esto ocurre le damos cabida a la dispersión, que no es más que no saber exactamente como hacer lo que queremos, es común que por momentos nos dispersemos, ya que siempre los distractores van a estar por allí rondando, cuando estamos realmente concentrados en el objetivo tenemos más posibilidades de alcanzar mejores resultados, en lo personal, me disperso porque tengo mil ideas en constante ebullición, y me la paso en esta sí, pero así no, lo voy a hacer así, y de pronto me encuentro arrastrada por la rutina del día dejando las para después.  Lo primordial aquí en fijarse una meta, pequeñita, y trabajar en función de ella, y así ir escalando posiciones y nuevos objetivos.

domingo, 1 de abril de 2018

Y Ahora Qué?

  Les sucede que después de tomar la decisión de hacer algo se preguntan: Y AHORA QUÉ?  a mi sí, todo el tiempo, soy zurda, todo lo tengo que razonar, comprender, desmenuzar, y eso me hace ser algo lenta para tomar decisiones, en el fondo creo que es normal, tomo riesgos, sí, pero lo pienso primero unas cuantas veces, es común verme pensando, y si lo hago y sucede esto? o si no lo hago y pasa aquello? así soy compleja. Tener miedo a lo que pueda pasar es normal, inclusive pienso que es saludable, es incertidumbre, es permitirnos dudar, porque el exceso de seguridad tampoco es lo más adecuado, tómate el tiempo para hacerte preguntas y para responderlas según varios escenarios; el  no saber a ciencia cierta como nos va a salir lo que estamos haciendo es válido que nos suceda, porque la acción sin reflexión ni planificación es improvisación, lo que no podemos ni debemos permitirnos es quedarnos estacionados en la pregunta, en mi caso he descubierto que escribir me ayuda a drenar, y también a organizar mis ideas, hagan la prueba, escriban, esquematicen, eso ayuda, ya cuando sabes lo que quieres y para que lo quieres lo que necesitas en enfocarte en los objetivos que te permitirán lograrlo.

sábado, 31 de marzo de 2018

Por donde Empiezo?

Obviamente cuando queremos emprender un proyecto, esta es la pregunta de rigor: POR DÓNDE EMPIEZO y obviamente, debemos empezar por el principio, pero, Cuál es el principio? vaya que esto es difícil, porque muchas veces tenemos muchas ideas y no somos capaces de organizarlas o priorizarlas; en mi caso tengo un tiempo organizándolas, y cuando ya estuve segura de que mi emprendimiento se orienta hacía lo que amo ESCRIBIR Y COCINAR, empecé a buscar opciones de negocio con estos dos elementos, al principio no sabía como hacer, pero empecé a hacer un plan, investigué como hacerlo, consulté las bases jurídicas para iniciar el proyecto, abrí cuentas en RRSS, y empecé a ensayar, para mi eso fue determinante, luego continúe buscando ideas que me permitieran engranar las dos pasiones y en eso ando todavía, experimentando, escribiendo, cocinando, enamorando a todo el que puedo con mi comida, en esta etapa de mi vida definitivamente les digo que no teman debemos empezar por dejar el miedo e intentarlo.

viernes, 30 de marzo de 2018

Emprender o partir ?


De toda Crisis nace la oportunidad!!!! son ellas quienes generalmente nos sacan de la zona de confort y nos sacuden de tal manera que para resolver los problemas nos vemos obligados a ser creativos en un mundo exigente en donde sigues adelante o te quedas viendo como otros lo hacen, actualmente en esta crisis económica solo quienes se atreven a enfrentar la adversidad son quienes tienen más oportunidades de ser exitosos

En días recientes he estado pensando y pensando: EMPRENDER O PARTIR? he allí el dilema, con referencia al emprendimiento he estado trabajando en un proyecto personal desde hace algún tiempo, sin embargo la crisis económica me ha frenado, mi entorno cercano cada vez es más pequeño, porque la mayoría ha decidido partir, dejar la tierra que nos pertenece para ir a probar suerte en otra latitud, lo confieso, me resisto,  guardo esperanzas en que algo bueno tiene que pasar, en que seré profeta en mi tierra, en que solo aquí podría sentirme feliz, a la vez me da miedo, paso horas pensando en como hacer para cristalizar todas las ideas que pasan
por mi cabeza, pero por momentos, la cadena de voces: vente, vente, que haces allá? que esperas? se repiten una y otra vez, y algo dentro de mi siempre me dice quédate e inténtalo, pienso que he avanzado, al menos ya sé lo que quiero hacer, ya descubrí lo que me gusta, tengo las ganas, el ímpetu, la motivación, pero necesito el capital, aunque iniciar sin dinero, sí se puede, por algo estamos en la era de las comunicaciones y el networking, es lo que he visto en muchos videos de youtube, hay tutoriales que te explican como tener éxito en un negocio sin capital inicial.  No es fácil, nada fácil salir de la comodidad que te esclaviza para ser tu propio Jefe, una y otra vez me digo hay que matar la vaca, es que la culpa es de la vaca, si me preguntan entre Emprender o partir, prefiero emprender. lo único que perdemos es lo que no intentamos, el dilema radica en iniciar un emprendimiento que nos permita crecer en la crisis, y cuyas posibilidades de expansión sean realistas.... En estos tiempos aciagos, unos lloran, otros venden pañuelos pero hay quienes los fabrican y ponen los payasos para que los otros dejen de llorar.

jueves, 29 de marzo de 2018

Cabeza de Ratón o Cola de León?


A menudo viene a mi memoria esta frase ES MEJOR SER CABEZA DE RATÓN QUE COLA DE LEÓN, me la dijo mi papá hace muchos años, y, hoy más que nunca luego de 15 años trabajando para un gran león, esta frase ha venido retumbando en mi cabeza, tengo algún tiempo madurando proyectos, intentando convertirme en mi propio jefe, en dueña mi horario, las circunstancias me han hecho pensar que mi papá siempre tuvo razón.

Al principio me costó darme cuenta de lo que en realidad me gustaba, es que tengo varias pasiones, una de ellas es escribir, luego con el tiempo descubrí en la cocina mi otra pasión, y de allí surgieron muchas ideas, una tormenta para ser precisa, iban y venían formas de independencia basadas en mis dos grandes pasiones, y por ahí comencé a darle forma a mi proyecto, aún y cuando sigo formando parte de un enorme León, porque para ser sincera no he logrado zafarme, sé que tengo todas las habilidades para lograr lo que me propongo, pero así como yo todo el que quiera emprender, debe saber exactamente como comenzar, identificar que es lo que nos frena al momento de alcanzar nuestras metas, y por supuesto que esas metas sean realistas, para ello debemos fijarnos objetivos, lapsos, en todos los casos es necesario Matar la vaca, sí, así como en el libro,pues más allá de lo que tenemos en el presente, antes de comenzar, si confiamos en nosotros y en nuestras capacidades, sabremos que nos aguarda un universo de posibilidades, pues en ocasiones somos nosotros mismos quienes nos boicoteamos y nos obstaculizamos al empeñarnos en permanecer donde ya no hay espacio para desarrollar nuestro máximo potencial; aunque tengamos miedo, incertidumbre, no dudemos ni un momento en que es mejor ser cabeza de ratón aunque sea pequeño, que ser la cola de un león que no eres tu.

miércoles, 5 de julio de 2017

De la Incertidumbre a la Prospectiva

En la cotidianidad es fácil que nos sintamos inquietos por las cosas que nos pasan, sencillamente el no saber que puede suceder mañana nos genera incertidumbre, somos humanos y muy emocionales, por lo que  sentir miedo al futuro es completamente normal, más en estos días tan llenos de vaivenes y altibajos que mantienen al mundo nadando contracorriente y donde lo que estamos viviendo hoy puede cambiar en un segundo.

Sin embargo, no podemos ir a ciegas, esperando a ver que va a pasar, menos en un mundo tecnológico en el que cada día tenemos acceso a más información,  la internet y a la redes sociales nos permiten conocer todos los días sobre nuevas cosas, inclusive nos muestran como existen herramientas gerenciales que nos pueden servir para mejorar nuestra cotidianidad; de allí que en estos días he estado leyendo sobre LA PROSPECTIVA: considerada una ciencia “Que estudia el futuro para comprenderlo y poder influir en él.”  al menos así la define Gaston Berger pionero en el estudio de ésta disciplina, ahora bien, mi objetivo es explicarla de un modo más sencillo como la entiendo y la aplico tanto en mi trabajo como en mi vida diaria.

Lo interesante de la prospectiva es que es una práctica gerencial que puede ser aplicada en la vida cotidiana pudiendo resultar muy beneficiosa, obviamente  nada tiene que ver con adivinar el futuro, mucho menos con predicciones o profecías, simplemente es una herramienta que bien empleada puede servirnos para ejercer influencia sobre eventos que pueden suceder porqué es el resultante de tener visión estratégica al ejecutar las acciones, y ésto por supuesto desencadenará en eventos futuros que bien podrían favorecernos, es decir, el análisis prospectivo nos permite diseñar estrategias en función de nuestras circunstancias y necesidades actuales para transformarlas en escenarios positivos para nuestra vida en el futuro.

Resulta interesante aplicarla porque el mundo gira, hoy en día todo cambia con mucha rapidez, las tendencias, las moda, la información, los estilos de vida, en fin, las realidades  circunstanciales se transforman y nosotros con ellas, somos seres sujetos a un mundo en constante evolución, nuestra vida no para de moverse en distintos escenarios y direcciones, esto puede ser positivo o negativo, todo dependerá de nosotros, pues,  nadie está seguro en ninguna parte, es común escuchar que el futuro es incierto, sin embargo, somos nosotros los que actuamos y decidimos al final que hacer con nuestras vidas y nuestra manera de vivirla y eso incide en lo que nos tocará vivir en el corto, mediano y largo plazo.

Ante esto, queda claro que para alcanzar las metas  que nos proponemos en la vida no solo basta con soñar, también debemos planificar y proyectar, para ello es necesario analizar donde estamos, qué queremos, cómo lo queremos; en mi caso lo concibo como trazarme un mapa y partir de allí, ésto a mi me ha servido para saber donde estoy y a donde quiero llegar, y a su vez me ha permitido crear diferentes escenarios de lo que podría pasar si elijo uno u otro camino para alcanzar mis objetivos.

 Una vez que tenemos bien claro para donde vamos; debemos analizarnos introspectivamente y buscar que es lo que queremos alcanzar  y por qué, ya que no estamos en posición de tirar flechas e improvisar, cuando sabemos quienes somos y cual es nuestra misión en la vida, planificar nos resulta una tarea más sencilla. Cuando hemos avanzado en lo que queremos, debemos analizar cuales son nuestras limitaciones, muchas veces nos encontramos paralizados frente de decisiones y nos dejamos llevar por la emoción porque no estamos seguros de cuales son nuestras capacidades y las decisiones que tomamos terminan actuando en nuestra contra.

Algo tan sencillo como ahondar un poco más en los gustos de la pareja, saber los intereses de nuestros hijos y amistades, interesarnos un poco más en la vida de nuestros compañeros de trabajo, superiores o subalternos, analizar bien las acciones que queremos ejecutar, revisar pros y contra, analizar realmente si algo nos conviene, puede ser determinante para lograr el éxito en escenarios futuros, aquí la prospectiva es determinante para alcanzar el éxito;  soy de las que piensa que nuestro futuro no podemos echarlo a la suerte.
 

“El futuro tiene muchos nombres. Para los débiles es lo inalcanzable. Para los temerosos, lo desconocido. Para los valientes es la oportunidad”. Victor Hugo 

sábado, 24 de junio de 2017

5 Tips para usar Redes Sociales sin exponer nuestra privacidad

Soy usuaria activa de Redes Sociales *RRSS* desde hace aproximadamente diez años, mi cuenta tuiter por ejemplo la cree en el año 2009, también he usado facebook, este blog, y más recientemente sucumbí ante Instagram para compartir con familiares y amistades cercanas mis fotos, en lo personal me encanta, no puedo negar que la internet es una ventana al mundo, nos abre un universo de posibilidades para aprender nuevas cosas y conocer gente de cualquier país solo con un click, y nos brinda accesibilidad a la información en tiempo real, eso bien manejado es maravilloso.

En todo este tiempo en redes sociales, he aprendido que como en todos los aspectos de nuestra vida, al usarlas debemos cuidarnos de forma más cautelosa y consciente, ya que día tras día compartimos nuestras emociones y cotidianidad, esos son *datos* que sirven como pistas para los usuarios que tienen acceso a nuestros perfiles, cada vez es mayor el tiempo que interactuamos sin detenernos a pensar que no se puede confiar en todos de la misma manera, ya que de algún modo le damos acceso a nuestra vida privada.

Es natural que confiemos en las personas que sí conocemos personalmente, sin embargo, resulta contradictorio que si en nuestra vida real no forma parte de nuestra costumbre salir con desconocidos y mucho invitarlos  a nuestra casa, se han preguntado ¿Por Qué en redes sociales somos tan permisivos y poco selectivos? seguramente porque pensamos que frente al computador o dispositivo movil no corremos peligro y esto puede no ser tan cierto.

Por ejemplo, a mi me ha sucedido varias veces que doy seguimiento a un usuario en tuiter y luego resulta ser un acosador por mensajes directos, lo he resuelto bloqueándolo no una sino varias veces a la misma persona, ahora pienso que eso pude haberlo evitado si hubiese revisado su perfil con detenimiento antes de aceptarlo; también suele suceder que personas con alguna doble intención crean un perfil falso, inclusive existen las cuentas anónimas que usan la información para  exponer la privacidad de las personas en Internet.

En mi caso soy una mujer adulta, aclaro que no soy experta en manejo de redes sociales, y me preocupan muchísimo estas ventanas digitales en manos de jovenes y no tan jóvenes con mucha ingenuidad que podrían ser víctimas de llamados ataques por parte de gente inescrupulosa que usa las RRSS para delinquir a través de la manipulación de información personal.

 Me ocupo porque soy madre de dos niños pequeños, no es un secreto que hoy en día ellos ya tienen acceso a la tecnología a muy corta edad, cuando todavía no saben detectar los peligros, yo era de las que le decía a mi esposo que iba a evitar a toda costa que mi hijo usara  dispositivos electrónicos con internet antes de los diez años, y la verdad es que no pudimos aislarlo, teniendo nueve le compramos una tablet y un DS, fue así porque en medio de una sociedad tecnológica en nuestro entorno mi hijo era el "anormal", entonces entendimos que podía tener acceso al mundo digital siempre que fuera bajo supervisión y con horario controlado, y, hasta ahora no hemos tenido ningún inconveniente, sin embargo hay otros niños y jovenes que  usan RRSS y sus padres están muy confiados en otras ocupaciones y por eso no los alertan sobre los peligros que se esconden detrás de un perfil de facebook, tuiter, Instagram o cualquier otro.

En días recientes, he visto como en Venezuela se ha hecho uso de eso que llaman escrache  y esa información precisamente se obtuvo a través de estudios sociales y análisis realizados por personas que tuvieron acceso a la información personal de esos usuarios, a sus direcciones, y a sus fotografías y de allí a toda su intimidad, con el único objeto de someterlos al escarnio público usando como base sus perfiles en redes sociales, también me ha sorprendido muchísimo como esas personas compartieron tanta información en una red social sin pensar en los riesgos que corrían.

Como soy una persona activa en redes, he decidido compartir con ustedes algunos tips que he aprendido en lo personal para tener un manejo más eficiente y seguro de nuestros perfiles:

1. No Compartas tu Información Personal en el Perfil: Me refiero a Direcciones de domicilio, trabajo, nro. de teléfono, obviamente nos gusta compartir fotografías pero debemos ser cuidadosos con las que compartimos, debemos evitar postear fotografías de bienes materiales, fotos de lugares que sirvan como puntos de referencia de donde nos encontramos, fotos de nuestros niños con uniformes con insignias del colegio de nuestros hijos jamás deben publicarse. Por ejemplo hace unos años mi hermana en una oportunidad se dirigió a un político solicitando una ayuda y colocó su número telefónico en un tuit, a los pocos días empezó a recibir llamadas en nombre de una institución le pedían más información, ella me consultó porque eso le generó suspicacias, y al final logramos identificar que fue  vićtima de engaño, afortunadamente no pasó de allí, solo era alguien que deseaba divertirse a costa de la necesidad de alguien más.

2. Usa las redes para compartir opiniones, contenidos, imagenes, videos, todo en el marco del respeto; no uses tus cuentas para confrontar, amedrentar, para burlarte de los demás y menos para acosar a nadie, es un delito, debes saber que es muy delicado aseverar informaciones que no te constan, lo que digas podría ser utilizado en tu contra; por lo tanto te recomiendo no hacer acusaciones sin base en las que nombres a personas exponiendo sus datos, podrían ejercer acciones legales, y si no tienes como probar lo que expresas podrías estar en problemas judiciales. Asimismo evita aceptar cuentas anónimas, y antes de seguir cualquier cuenta revisa los perfiles, lee lo que escribe o observa lo que comparte eso puede darte un indicio del tipo de persona que te está solicitando.

3. Utiliza contraseñas seguras, no escojas tu nombre o de algún familiar, tampoco fechas fáciles de ubicar como la de tu cumpleaños o tu número de cédula, usa combinación de números, letras  y caracteres especiales, será más difícil decifrarlos, la idea es blindarse siendo impredecible.

4. No compartas tu ubicación, hoy en día los dispositivos tienen GPS, es mejor desactivar esta opción, y si deseas compartir la ubicación en una foto es mejor colocarla luego de que te hayas ido del lugar, también en lo personal recomiendo proteger la cuenta de Instagram, ya que cuando las cuentas son públicas las fotos salen en google, de vez en cuando escribe tu nombre en google te podrías sorprender que fácil de ubicar eres.

5. Verifica las opciones de Seguridad de tus cuentas y desactiva opciones como ubicarme por teléfono, por correo, cualquiera puede ver mi perfil, cualquiera puede enviarme un mensaje, permite que google pueda compartir su información, permite que tus contactos se agreguen automaticamente a tus RRSS, y todas esas opciones que en lugar de facilitarte la vida te quitan el control de tu privacidad.

En fin, debemos cuidarnos porque las RRSS nos abren literalmente la ventana al mundo pero también nos exponen a muchos peligros, y las podemos seguir usando mientras seamos conscientes de los riesgos que corremos.

 Me despido por ahora, esperando que estos pequeños tips producto de mi propia experiencia les sean de utilidad.

Johana.